domingo, octubre 25, 2009

CERVERA DEL RIO ALHAMA - Puente del Molino del Cubo

10 F. 55X46
Año 2004



Un día de invierno frío y gris donde los habitantes de Cervera R. A. prefieren estar acurrucados en sus casillas al lado del hogar, junto con una buena charada de fuego, degustando una buena tostada de pan frito con ajo o un buen chorizo cerverano y un buen baso de vino sacado de la bota del rincón de la bodega de la pisada del año, charlando con un buen amigo, que no pasear por los alrededores del pueblo viendo los paisajes entristecidos por la poca luz del día, sin embargo, no deja de tener su grata visión el pasear por sus calles en un día de estos, puedes encontrar rincones agradables a la vista para fotografiar o en este caso para pintar, siempre y cuando se acierte con la creación que uno está realizando.

Este puente en el año 2005-2006 (más o menos) ha sido reformado, donde había el paredón como baranda ha sido substituida por una barandilla balconada de hierro, con ciertos adornos imitación forja, para ganar espacio al puente para dárselo a los transeúntes y automóviles, los tiempos no perdonan ni siquiera a lo más simple, de todos modos cada vez que voy paseando por dicho lugar ya me voy acostumbrando a su nueva imagen del puente, incluso he pintado una acuarela con la nueva vestimenta, ¡renovarse o morir!

martes, octubre 13, 2009

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Invierno - Barrio de Nisuelas

10 F. 55X46
Año 2004


Hay momentos de la vida que sólo pasan en un flas dado y que ya nunca más volverán yo no se si al mirar este paisaje fue un casual de uno de ellos o que yo estaba predispuesto en aquel instante para cautivarlo, me gusto y ahí está para bien o para mal, lo plasme en un lienzo sin preocuparme de que fuera, ni siquiera Cervera, solamente vi un simple paisaje que me motivaba.


Un paisaje de Cervera del Río Alhama en un día invernal desde la plaza de Los Árboles, el monte del fondo se confunde por la niebla y nubes como si quisiera nevar, el barrio de Nisuelas se ve acurrucado, notando todo el como si también sintiera el frío del invierno, el río en estos días se encontraba en su momento con un buen caudal de agua y además limpia y clara, daba gusto ver pasar sus aguas, lastima que en verano el caudal del río solo sea de piedras, siempre y cuando no venga una tormenta de agua veraniega y se forme una “yasa” de órdago, entonces se lleva todo lo que encuentra a su paso, incluso los malos humores y criticas de todos los cerveranos.