Buscar este blog

lunes, octubre 25, 2010

CERVERA DEL RÍO ALHAMA - Puente el Cubo y monte Piedralén

10-F.55X46
Año 2005

Piedralén es este monte que se ve detrás del puente, tiene misterio, es un monte donde cuentan cosas o casos sucedidos en tiempos lejanos , en la novela de J. A. González Sainz (Ojos que no ven) relata sucesos sobre este pequeño montículo llamado por los cerveranos Piedralén, sucesos novelísticos relatados con mucha maestría, no se si son verdad, pero el que conoce Cervera del Río Alhama se los apropia como relatos verídicos, es una novela para leer de un soriano- riojano y además cerverano.
Según parte de la reseña de Coraldino Vega: Eso es lo que empieza a suceder en Ojos que no ven, la hermosísima novela de J.Á. González Sainz que recomendamos. Una novela corta escrita con amor por el lenguaje, escrita desde la necesidad moral de decir lo que ya se debería saber y sin embargo hay que estar constantemente recordando, y escrita con una sabiduría y una autoexigencia y una contemporaneidad difíciles de encontrar hoy día.
A mi como cerverano apegado por motivos de aparejamiento (casado con cerverana) siempre he visto el monte Piedralen como un trozo de piedra con grandes dimensiones, alta, sesgada y solitaria, anidada por temporadas de buitres leonados, lo que si tengo en mente es que nunca he visto una silueta de persona en su cerro, talvez es que nunca he coincidido en ello, en cambio algunos me cuentan que una mujer hizo todo el recorrido de subirse a la cima, para luego echarse desde lo alto por la parte sesgada al vacío, este suceso ocurrió hace tiempo , algunos aun pueden recordarlo por haberlo vivido o por que sus padres se lo contaron. El suicidio en si se puede llegar a comprender, pero la caminata que uno se da hasta llegar a la cima del monte y precipitarse al vacío, esto ya me cuesta más de comprenderlo, por el tiempo que tardas en llegar dando lugar a reflexionar. Cada uno baja el monte como quiere y a nadie tiene que dar explicaciones. Siempre que sea por propia voluntad.

Ya puestos ha recomendar novelas, este verano leí la novela narrativa Piedralen de Carlos Gil Andrés, a mi me enganchó en seguida su lectura y su forma de contar las cosas de nuestro contorno.
Gustavo Gauthier en su blogspot, el reportero más dicharachero, hace un comentario de la novela, sólo transcribo un poco de su contenido: No puedo sino recomendaros a todos su lectura: es una novela bien escrita, no sólo un libro de historia. Carlos demuestra estilo: engancha desde el primer momento. Además tiene la virtud de alcanzar lo universal desde lo individual; desde la vida humilde y poco afortunada de un labrador de Cervera, narra implícitamente la historia de nuestro pueblo y de España, para reflexionar con profundidad sobre el monstruo de la guerra. He aprendido mucha Historia a través de estas páginas; he comprendido mejor el presente. Lo recomiendo.

La pintura una de tantas, a mi estilo, reflejo el puente del Cubo y parte de monte Piedralén, nunca he subido a la cima de este montículo y ahora a mis años me pena no haber hecho el esfuerzo de no haberlo intentado, no para vaciarme por él, sino por haber dejado de contemplar Cervera desde este punto, donde habitan los buitres (guas en Cervera) y otear el pueblo desde este lugar, en Cervera siempre que uno quiera y pueda subir cuestas verá el pueblo a vista de pájaro y de lugares distintos con vistas muy diferentes. Las ideas o las cosas hay que hacerlas cuando las piensas y estás en plenas facultades, no se pueden dejar para mañana, no existe, por poca importancia que tenga lo que has pensado hacer, después no llegas ha tiempo y con los años te das cuenta que si lo hubieras hecho en el hoy, podía haber tenido su pequeña o grande importancia no haberlo dejado para el mañana.

jueves, octubre 14, 2010

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Calle San Juan

10-F 56X46
Año 2005

Subir y bajar, bajar y subir, barrio de abajo, barrio de arriba Cervera del Río Alhama es un sin fin de cuestas que se apegan al lindero del monte Peña Amarilla, sólo tiene una parte llana donde uno al andar nota que su cuerpo esta con más equilibrio, su ángulo con respecto al suelo es el recto, es cuando paseas por la carretera, siempre y cuando no hayas ido de chiquitos por los diferentes bares de dicha carretera, en las demás calles tu ángulo con el suelo siempre te mueves con agudo y obtuso, dependiendo de si bajas o subes, esto que digo; hace algunos años atrás no lo notaba ni siquiera lo había pensado, las calles para mi todas eran rincones donde uno siempre podía pintar, dibujar, fotografiar y hablar con sus gentes, la verticalidad no lo notaba ni me preocupaba ni siquiera la percibía , ahora tengo que decir que si lo noto, es cuando se me hace Cervera un sin fin de cuestas con perspectivas diferentes, agradables, pero no dejan de ser al fin y al cabo cuestas.
.
La calle de San Juan es una de las empinadas , pero no de las más, hoy en día a cambiado de fisonomía, la calle esta cementada y con escaleras al lado de las casas dejando el centro liso para subir carga y descarga, en cada lado de la escalera en sus laterales que dan al medio de la calle tiene barandas o pasamanos, quedando su centro amparado también por el pasamanos, por si un se le da más bien subir en liso sin usar las escaleras. Todo esta explicación que doy, que no se si se me entiende, es por que al final de esta pequeña subida hay un hotel, llamado Hotel Rural Cervera, (construcción nueva) con un restaurante ubicado dentro de una cueva natural muy agradable, acogedor con una sensación de tranquilidad y de amparo con el exterior, te sientes un poco cavernícola con todas las comodidades de un buen restaurante y si además comes o cenas bien en agradable compañía no puedes pedir más que disfrutar del momento acompañándolo de un buen rioja o talvez de un cava.
.
El dibujo de este cuadro lo hice hace tiempo pasarlo y pintarlo al óleo es más reciente, muchos cuadros no guardan relación con el paisaje de la calle de aquel momento, igual la calle ya había sido remodelada en el 2005, tampoco guardo relación cronológica con el día de cargar el cuadro en el blog, simplemente los coloco de forma que los tengo guardados en mi ordenador, una vez insertados es cuando escribo algo por el simple placer de contar algo, se que no tengo mucha traza en escribir, pido perdón a los eruditos en la materia, sólo lo hago como puro ejercicio de darle un poco al bolo para que no se pare de pensar y así de esta manera poder pasar mejor los días y años de mi vida. Es puro ejercicio mental de gimnasia de un octogenario que talvez , seguro, no sirve para nada, pero algo hay que hacer de lo poco que hacer.

sábado, octubre 09, 2010

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Barrio de abajo con su Ermita y montes

10-F. 59X46
Año 2005


Cada vez me gusta más el vino tinto de la cosecha del año, lo que dicen los expertos un -Vino Joven- digo esto pensando en la juventud, todas las facetas de la palabra joven, la valoro mucho, sin despreciar la senectud, como cosa muy importante poder llegar, en el caso del vino si se hacen muy viejos en la bodega muchos no ganan incluso pierden, a mi, cuando abro una botella con añada y degusto del líquido color teja de su recipiente, aparte de si tiene más o menos bouquet, sólo me recuerdan los años que uno tenía cuando se guardó y esto obliga a recordar otros tiempos e incluso a revivirlos.
Este cuadro pertenece a mi tiempo de madurez, los años me han macerado, estoy más reposado, no tengo prisa y creo que lo reflejo en el óleo del cuadro, no quiero decir si esto es bueno o malo con relación a la pintura, de joven tal vez era más fresca y mucho más movida, pero como siempre digo y pienso, -los años no pasan los que nos pasamos somos nosotros- y supongo que en la pintura como en el vino, pasará algo parecido, pero es lo que hay, se tiene que amoldar y aprovechar tal como vienen las cosas sin poner trabas a la forma de interpretar, en mi caso la pintura y el vino.
.
En Cervera del Río Alhama aun siendo de la autonomía de La Rioja y pudiendo llevar la denominación RIOJA, gran cantidad de viñas no existen o no ha sido el cultivo más prioritario ni se ha caracterizado por ser pueblo vinicultor, de todas formas en alguna pedanía hay alguna bodega con un vino diferente a los vinos de la rioja alta, pero buenos de tomar y de degustar, para mi gusto son vinos con más cuerpo, si vamos al pueblo de Grávalos a unos 20 kilómetros más o menos del pueblo, nos encontramos con una bodega de vino y de cava que lleva muchos años funcionando y superándose día a día en calidad en sus caldos (Bodegas Escudero), estas cavas me acuerdo de joven hace por lo menos de 40 a 50 años el fundador (Benito Escudero) de estas bodegas empezó con unas bodeguillas en el monte con agujeros en la roca y allí de forma artesanal durante un tiempo, empezó con la cría del cava, hoy en día la bodega es toda una industria. En Rincón de Olivedo pedanía de Cervera desde hace algunos años veo que florece alguna bodega esta se llama (Bodegas Forcada), igual mi esposa que es Forcada y desciende de “las Casas” por lo menos son conocidos no digo ya parientes, tengo que decir que no he probado aun sus caldos, el próximo viaje que vaya a Cervera no me voy sin haberlos catado. Cabretón es otro pueblo con bodega propia (Bodegas. Hnos. Medrano). En el pueblo algunos particulares cosechan su propio vino con buenos resultados, siempre a nivel familiar, algunos he probado con mucho agrado al paladar y sobre todo pensando que no han sido modificados ni preparados para darles un sabor a madera, muchas veces demasiado fuerte por mi gusto, sino que son naturales, escachados y macerados con el sistema tradicional. Tengo que decir que soy un buen bebedor de vino, no un entendido, ¡me gusta el vino¡ incluso acompañándolo de una simple comida.

viernes, octubre 01, 2010

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Molino del Cubo

10-F. 55X46
Año 2005

Ha este pequeño puente le llaman el puente del Cubo por el nombre que se le da al molino, según la R.A.E Cubo, su definición es: Estanque que se hace en los molinos para recoger el agua cuando es poca, a fin de que, reunida mayor cantidad, pueda mover la muela.
Seguramente es el caso de este molino , ya que gran cantidad de agua que lleva su acequia no es mucha y seguramente se embalsaba en el denominado Cubo para que fuera suficiente para mover la muela, y de esta manera poder moler el trigo, cebada o avena. El molino no es de grandes dimensiones, es un molino a nivel muy familiar, actualmente aun se muele, poco, porque se ha dejado de cultivar mies en los montes de Cervera, yo lo he visto funcionar como cosa excepcional por gentileza del molinero, con esto quiero decir que está en plena forma para poder moler en cualquier momento, es de estas cosas que Cervera tendría que sacar provecho y nutrirse para poder ser visitado por los turistas, no se encuentran muchos en la geografía española tan antiguos y que funcionen. Todas estas pequeñas cosas existentes en el pueblo no se tendrían que dejar que se terminaran, son de un pasado que se va extinguiendo y se tendría que ir recuperando en vez de perderse. Todo lo pequeño que tenemos, si lo juntáramos haríamos de Cervera, una gran cosa para futuros venideros.
.
El cuadro en si, sólo quiero representar un paisaje más del pueblo que siempre me ha sugerido o me a motivado para pintarlo como mejor he sabido, el puente actualmente ha cambiado un poco de aspecto, han substituido este baranda gruesa de obra por una balconada semi-forjada de hierro más simple, para dar paso o los automóviles y a todo carruaje de hoy en día. Siempre he tenido una gran predilección por los puentes por muy sencillos que sean, unen a las personas de un o varios pensamientos y da paso que se confraternice.
.
Una pequeña anécdota de la guerra civil española en mi pueblo natal Balaguer de un pequeñísimo puente de una acequia. Tendría unos siete años íbamos mi madre, mi hermano y yo por un camino rural de mi pueblo cerca de nosotros caminaban soldados de la república en diferente dirección, en eso que se oye ruido de motores y aparece un avión rasante ametrallando a todo ser viviente (el avión le llamaban La Pava) los soldados se tumbaron todos en las cunetas y mi madre junto con nosotros nos escondimos debajo del puente de la acequia, estuvimos mucho rato sin salir, algunos soldados sucumbieron otros al pasar por encima del pequeño puente, nos increparon llamándonos fascistas, por no seguir la misma dirección que ellos o talvez por las bajas que tuvieron. Seguramente mi simpatía por los puentes me viene de este recuerdo donde nos pudimos librar de una bala de la ametralladora del avión
.
También hay puentes que se construyen en la guerra para el mal, si perduran, al final son para un bien, en las batallas lo primero que hacen los batalladores es destruirlos para que no puedan pasar los que son diferentes a ellos y de esta manera odiarse más y más.
Me quedo con esta frase de una Web sobre puentes:
Los puentes son símbolo de unión, grandes construcciones que unen orillas, pueblos, países y caminos a un lado y al otro del mundo.