viernes, junio 24, 2011

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Bodeguillas de San Miguel -

12-P 61X46
Año 2009

Paisaje bucólico del pueblo de Cervera de las bodeguillas del barrio de San Miguel por la tarde en un día de verano.
Se podría hacer la ruta de las pequeñas bodeguillas en el pueblo para dar realce a los vinos garnacha cosecheros que poco apoco se van perdiendo, muchas de sus cuevas o bodeguillas seguramente ya no existen, por lo menos no veo que sus dueños las tengan como bodega de vino, algunas han dado paso al ladrillo de residencias unifamiliares por ser más rentable, ahora nos van más los bares de postín, talvez sea una nota normal el tiempo no perdona a nadie ni a nada, se les está comiendo el terreno el propio pueblo, actualmente aún se puede transitar por él por caminos rurales, estamos en el 2011 y no todo en este barrio es deshacer, se puede disfrutar de unas piscinas estupendas aparte de un frontón, dos pistas de tenis y un complejo escolar. En mis 24 años (allá 1955) muchas veces al final de un almuerzo siempre había un amigo cosechero bodeguero que nos convidaba a tomar unos vinos de sus barricas de vino de garnacha escanciado en una jarra de barro y servido en un vaso (un gordo) de donde bebíamos todos sin perjuicios; no quiero juzgar si el vino era mejor o peor que el de ahora, no le dábamos tiempo ni al aireado de sus fragancias, pero el gusto que le sacábamos era de muerte y las canciones que entonábamos todos a una que ni el Trío Calavera nos superaba en el canto, nosotros los jóvenes, seguramente bebíamos más vino que cerveza en aquel tiempo, alguna que otra copilla, la cosa no daba para mucho más, pero con una razón comer entre amigos, cantar, y contarnos vivencias, y sobre todo hablar el vino, como me dice un amigo asturiano, -el vino hay que beberlo y hablarlo- y tiene razón,

Esto que os voy a contar es una vivencia en una calle de Salou: vi a cuatro personas, en este caso eran chicas jóvenes sin efectos nocivos de haber bebido, serenas, pero tenían el botellón aún sin probarlo junto a ellas, en un árbol de la calle, el lugar le llaman los Eslamers, continué paseándome una media hora más o menos, cuando volví a pasar por el mismo sitio, estaban borrachas como una sopa, vomitando y sacando las tripas por la boca, en un estado etílico de urgencias. Esto es lo que yo no entiendo, no digo que fuéramos mejores ni peores en nuestras juegas, pero si que le sacábamos mas provecho durante horas, por lo menos si es que llegábamos alguno a un estado etílico era más inconsciente, nos duraba más tiempo el disfrutar de los amigos. No era el beber por beber. Talvez la vejez me ha hecho mas reflexivo y no es tanto lo que uno piensa de la juventud actual.

Me acuerdo de aquel día que subía todo ufano por el Barranco del Tollo (calle de Cervera principio de un pueblo) con mi grabadora y reproductora de voz de cinta, de aquel tiempo, siempre digo lo de aquel tiempo, es que la tecnología va tan rápida que no nos da tiempo ni siquiera a asimilarla, colgada en bandolera, cuando de pronto, a pocos metros del principio del barranco, veo al tío de mi mujer cenando en la puerta de su casa, el tío estaba sentado con una silla pequeña de asiento de enea de las usadas por las mujeres para coser alpargatas, de las típicas del pueblo, y una mesilla de altura proporcionada a la silla. No se si era frondosa la cena, por la manera de untar el plato y el gusto que le sacaba era de por lo menos de tres Michelines, además contemplada por el metre siempre sumiso y atento por si faltaba algo, era su mujer mirándole con cariño de cómo degustaba su cena, el hombre estaba cansado de trabajar había estado todo el día de sol a sol en unas tierras de Cabretón de donde era oriundo, pueblo a cuatro kilómetros de Cervera.
En eso me planto delante de él con mi grabadora, espero que termine de echar y chirrear el trago de su bota, que por lo menos era de dos litros de capacidad, le pregunto que tal tío como le va la vida, me responde, bien y los catalanes, yo soy catalán, algún que otro problema pero vamos saliendo, en eso, me larga la bota y me convida a un trago, no se lo desprecio, sino que incluso lo alargo algo más de la cuenta; a continuación sin esperarlo me pregunta que es para ti lo mas rápido que tenemos este mundo, me vio tan sofisticado con mi grabadora Sony, no se si él sabía lo que era una grabadora, el tío me vio muy perifollado que igual por eso fue la pregunta, yo ni me lo pensé rápido le contesté; la luz, me sentí eufórico por mi contestación, como los concursante de Pasa Palabra,,, pero no, no, él me rectifico y me dijo: lo mas rápido que hay en el mundo y sobre todo en las personas es el pensamiento, mientras tú estabas mirándome en el momento que tenía levantada la bota chirreándome el vino por mi boca, estaba viendo la luna llena que hay esta noche y yo me estaba dando una vuelta por ella con todos los volcanes y sus llanuras pensando todo lo que se podía allí cultivar siempre que el agua estuviera presente, ves lo rápido del pensamiento, al final he optado solamente por darme una vuelta, como si estuviera en la plaza de los árboles. Le tuve que dar la razón, al cabo de un rato me senté junto a él y lo acompañe levantado la bota mirando la luna, yo también estaba paseándome por la luna y de verdad que en Cervera la luna es doble.

viernes, junio 17, 2011

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Monte y Barrio de Abajo -

12-P 61X46
Año 2009


Vista desde la caseta del barrio de abajo o barrio de San Gil patrono de dicho barrio cuyo santo es venerado en la Parroquia Iglesia de San Gil, con todo el fervor de los ciudadanos de Cervera R. A.
Sus montes secos , enjutos, yermos, de colores ocres, falta de agua, pero cuando pisas su terreno ves que siempre florece alguna planta que se resiste a desaparecer y aunque parece como si no quisiera crecer ves que es vigorosa con raíces sinuosas agarradas a la tierra que les ha dado vida y con manosear sus hojas o flores notas que te deja un aroma inconfundible a monte sano, sin contaminación ni olor a gases de coches y otras pestilencias que nos invaden en las grandes ciudades,

Cuando me quintaron, de esto hace algunos años, hice el servicio militar en Lleida, destino Valle de Aran, tengo que decir que el Valle es de una gran belleza sus paisajes, sus lagos, ríos, sus montañas frondosas de vegetación y sus pueblos, cuando recorríamos el monte me acordaba de la frase hecha – los árboles no me dejan...ver el bosque – ver más allá era difícil, en Cervera R.A. en cambio . la primera vez que anduve hasta lo alto de la fuente del Chujo (un monte no es muy alto), me di cuenta que en el llamado monte se puede ver el infinito desde donde la vista te deja alcanzar, esto para mi fue otra manera de ver la vida, ver que siempre hay un más allá y que uno puede intentar recorrer sus lejanías imaginables. Creo y pienso que por eso los cerveranos se encuentran en muchas partes de nuestro pequeño mundo. El monte que muchos creen yermo tiene un sin fin de cualidades que muchas veces no sabemos encontrar y tendríamos que buscar.

Hablando de monte, monta tanto Isabel como Fernando..., en nuestro estado hoy en día tenemos un cacao que no hay Dios que lo arregle, no se como saldremos de este embrollo; resulta que por una parte los economistas y políticos nos dicen que tenemos que consumir más, para que las empresas puedan fabricar y así conservar la estabilidad del empleo, como se come esto, no lo entiendo, cada vez hay mas parados de trabajadores, por conveniencia de las empresas que han trasladado su industria a otros países tenemos un paro feroz, además las autonomías con los dichosos recortes más paro, los trabajadores apenas perciben una remuneración salarial “mileuristas”, como lo hacen para poder consumir si lo difícil es llegar, imposible, sino saben como hacer para ir a la compra diaria de supervivencia.

Hemos vivido y algunos aun continúan con el botellón en la mano y los políticos con la visa estatal y demás privilegios, no nos damos cuenta que esto tiene un fin, tanto por parte de los de abajo como los de arriba, pienso que tenemos que ser más concientes que la vida no sólo es un, Viva la Pepa, hay algo más, cada uno tiene que intentar buscar y superar, siempre en los cauces de la dignidad del ser humano, en resumidas cuentas, sin hacer daño a tu vecino y ganándote el pan con el sudor de tu frente, no con el de enfrente
.
En mis años de niño en mi pueblo, Balaguer, no se si eran nuestros padres o las Cajas de Ahorro y Monte de Piedad, llamadas así en aquel momento, nos daban una cartilla, donde el niño tenía que acumular puntos comprados con céntimos en la misma caja. Nuestro padre o algún pariente en fiesta nos daban algún dinero, no pienses que te daban mucho, si algo ahorrabas, en llegando el día laboral ya estábamos en la caja para conseguir puntos para poderlos pegar en las páginas de la cartilla hasta una cantidad estipulada que te la pasaban a una cuenta a tu nombre, se que pensar hoy en día esto puede que sea una aberración, aunque el efecto para el niño era estimulante para el ahorro, pero es que hoy en día nos hemos pasado, hoy les damos una tarjeta VISA para que tiren de veta, bien entendido el veta, si lo pasamos a Móviles, ni te digo, hablan y hablan y muchas veces para contar chorradas que al final se transforman en dinero que muchas veces hace falta para otra cosas.
Yo doy las gracias el haberme casado con una cerverana que sin tener estos privilegios que yo tuve de niñez, a sabido administrar lo que yo buenamente he aportado en el bien estar de nuestra casa y, tal como me ha ido a mis años, les puedo asegurar que no es pensando en el sacrificio de los demás que se hace hogar, sino en el propio sacrificio del que dirige la familia. Si esto lo trasladamos a políticos y economistas, talvez otro gallo nos cantaría. Pero no. Ellos te piden a ti y solamente a ti sacrificio. Ellos pasan de todo o no quieren ver nada, que aún es peor.

lunes, junio 06, 2011

CERVERA DEL RIO ALHAMA – Talla, Virgen del Monte-

15-F 61X50
Año 2008
Talla románica policromada de la Virgen del Monte, situada en el frontispicio del altar mayor en la Ermita del mismo nombre del pueblo de Cervera del Río Alhama, La Rioja baja, Una vez vinieron unos amigos de visita a Cervera y les acompañe para que conocieran el pueblo incluido bares y sus tapas al final fuimos a la Ermita de la Virgen del Monte, una de las visitantes, cuando vio la talla quedo impresionada, le gusto la virgen, y me comento que no se acordaba de ver una virgen románica sonreír como nuestra virgen. Si el pueblo lo dice será verdad. Pidamos a ésta sonrisa ayuda en estos momentos delicados.

Vivimos momentos difíciles donde todos tenemos el deber de participar en alcanzar la solución a tantos problemas que se nos atribuyen a todos los ciudadanos, seguramente que los que estamos en el primer peldaño del problema de la escalera, de abajo-arriba, algo nos falla, pero la escalera continua y entre medio ves que la cosa aun van peor y en la cumbre en le rellano, están a tortas por el poder, siempre el tú más tú, aveces dudo si son normales . No hay derecho a todo lo que está pasando por este mundo, tenemos o por lo menos nos lo creemos inteligencia, tecnología suficiente para alcanzar un bien estar para los pueblos y a nosotros los humanos sólo se nos ocurre acaparar cuanto más mejor, para dejar al otro sin contemplaciones. Siempre me pregunto cuando dicen no hay “Money” donde estará, por qué, estar seguro que está, no creo que esté en el primer peldaño de la escalera, lo malo es que cuando has subido algunos escalones ya se pierde la ruta del dinero, solamente los que lo tienen lo saben y a veces incluso dudo si ellos saben donde lo tienen de tanto que tienen y los pueblos a nivel mundial e incluso nacional a pasar hambre y sed y no digamos de justicia que con tantos dimes y diretes se esta perdiendo.

Hace años, cuando nos daban el salario en la empresa que cada cual por su trabajo percibía en un sobre cerrado con dinero en efectivo junto con el justificante de retenciones, seguridad social, jubilación, paro y alguna cosa más todo lo recibíamos en mano, podías verlo y contarlo incluso el sobre venía con los céntimos, hoy en día es todo virtual cobramos por un banco o caja y sólo vemos números enteros y decimales, además nos dan una tarjeta, que nos la cobran, y nos dicen con una frase casi biblica: ya puedes ir por estos mundos, con ella pagarás y vivirás tus caprichos y si no llegas, no te preocupes, nosotros te lo dejaremos; eso si, sí, te lo dejan pero al final quedas bien jodido.
Si tenemos que sacar una pequeña cantidad tenemos que pedir con antelación la cantidad a reintegrar, si se nos ocurriera sacar a todos los clientes una cantidad un poquitín elevada de dinero, se montaba la de María Santísima, ellos, bancos y cajas no responden el poder devolver el dinero a los inversores en un momento dado y no digo en la crisis que estamos pasando. Estamos viviendo en pura ficción virtual (como los muchos amigos de facebook que están pero no son) nuestros salarios, no es como antaño que se respondía con el patrón oro, hoy se responde, dicen, con la confianza que dan dichos señores banqueros, lo que pasa que hoy en día nadie se fía de nadie, las casas quien más que menos todas las puerta tienen tres puntos de seguridad y los cacos también te roban.